QUÉ PASA EN NUESTRO CEREBRO CUANDO SENTIMOS MIEDO

por Admin

Publicado el 23/01/2017



Estas investigaciones ayudarán en un futuro a comprender y tratar eficazmente los ataques de pánico para evitar el sufrimiento de muchas personas, que de una forma muy intensa y frecuente sienten temores que pueden durar horas.

Ya existían estudios neurocientíficos que explicaban el proceso cerebral por el que sentimos miedo, incluso, como diferencia nuestro cerebro entre miedo y pánico. Ahora estudios recientes, identifican un circuito neuronal, en el que se puede reconocer y recordar amenazas, así cómo activar nuestro cerebro en respuesta a un peligro.

Un equipo de investigación ha analizado la estructura neuronal conocida como "Tálamo", escogiéndose esta región, porque es un área que se activa fácilmente por factores de estrés.

Para observar la respuesta de esta zona al miedo, los investigadores aplicaron pulsos eléctricos leves a las patas de ratones. Simularon situaciones de peligro y situaciones que los alteraran genéticamente, para estudiar el papel de determinadas partes de circuitos neuronales en su respuesta a la situación de peligro.

Observando las respuestas del núcleo paraventricular (tálamo), se constató que esta zona es muy sensible a las amenazas y las células nerviosas en situaciones de riesgo, se comunican con un área identificada como "el lugar donde se guardan  los recuerdos del miedo". Demostraron que el recuerdo del miedo quedaba profundamente gravado en las sinapsis neuronales o conexiones entre neuronas.

Los científicos se preguntaron entonces, cuál sería la señal química de alarma, y se plantearon la siguiente hipótesis: que el mensajero químico, fuera el factor neurotrófico derivado del cerebro -BDNF- una proteína que modula la plasticidad de las neuronas (la capacidad que la células cerebrales tienen para para reorganizar sus conexiones).

Para probarlo, desarrollaron ratones de laboratorio, que carecían del gen que produce el *BDNF o del receptor del *BDNF, y ambos tipos de ratones mostraron un deterioro de la capacidad para reconocer el peligro, incluso después de ser condicionados para reconocerlo (con descargas eléctricas).

En otro experimento, los investigadores probaron el efecto del *BDNF en ratones a la inversa. En los cerebros de estos animales, liberaron *BDNF, que les causó una fuerte respuesta al peligro.

El conocimiento de todo esto, podría resultar útil para desarrollar tratamientos eficaces para ciertos trastornos emocionales, como la ansiedad, las fobias o el estrés postraumático.

En condiciones generales, la sensación de miedo, es una garantía ante situaciones de peligro (supervivencia), pero en ocasiones, esta sensación no nos ayuda a reaccionar, sino que nos paraliza, por eso, estas investigaciones podrían ayudar en el futuro, a comprender y tratar eficazmente los ataques de pánico, momento en el que un individuo sufre de manera súbita un intenso miedo con una duración de minutos u horas...

*BDNF: Factor neurotrófico derivado del cerebro (proteína).

Fuente: Yaiza Martínez, Escritora, Periodista y Directora de Tendencias21. Ref. bibliográficas: Mario A. Penzo, Vicent Robert, Jason Tucciarone, Dimitri De Bundel, Minghui Wang, Linda Van Aelst, Martin Darvas, Luis F. Parada, Richard D. Palmiter, Miao He, Z. Josh Huang & Bo Li. Nature (2015)